Skip to content

Crímenes en la frontera

18 mayo, 2011

Norte. Edmundo Paz Soldán. Mondadori: Barcelona, 2011. 282 págs. 21,90 euros.288 páginas. 21,90 euros. Libro electrónico: 14,99 euros

El boliviano Edmundo Paz Soldán (Cochabamba, 1967), ganador del premio Juan Rulfo en 1997, vive en Estados Unidos desde 1988. Licenciado en Ciencias políticas, obtuvo un doctorado en Lengua y Literatura Hispana por la Universidadde Berkeley. Los problemas que suscitan ambas disciplinas (ciencia y escritura) forman el entramado de su novela Norte.

Un asesino inmoral actúa en la frontera entre México y EEUU; una novela llena de violencia y sentimientos de desarraigo. En cuanto al aspecto social, sacamos de su lectura la conclusión de que la victoria de lo hispano en Estados Unidos será ineluctable y demográfica. En el último censo, los hispanos representaban 50 millones de habitantes, el 17 por ciento de la población, la primera minoría. Y su crecimiento es imparable. El 25 por ciento, uno de cada cuatro estadounidenses, muy pronto será latino.

El conservador y xenófobo “Tea party” trata de ocultar este futuro, que puede alejarlo del poder durante décadas, o tal vez y mejor, para siempre.

Otro aspecto que se vislumbra en la novela es la evolución constante de la población yanqui. Antes, un estadounidense de origen italiano o alemán era ante todo un americano, y sólo después, italiano o alemán, lo cual no sucede con los latinos. Estos reivindican su procedencia en todos los aspectos. Cuando se celebra un partido de fútbol entre Los Ángeles y México, dice el autor, los hispanos apoyan a México, levantando recelos entre los nativos.

Otro de los aspectos que salen a relucir es el idiomático. Si bien el inglés tiene una gran capacidad de absorción de otras lenguas, la asimilación del español se desarrolla de otra manera diferente.

Dejará de progresar el “Spanglish”, y en su lugar surgirán diversas versiones de nuestro idioma, como el de Nueva York (influido por Puerto Rico); el de Miami (por Cuba), y el de California (por México).

Algo así como ocurrió con el castellano, diferente el de Extremadura del de Canarias, o con el catalán, también diferente en Cataluña y Mallorca.Con esta novela, Edmundo Paz Soldán aprendió que el papel de la escritura es el de provocar, perturbar; no debe ser una experiencia cómoda y tranquila. De ahí una narración dura y compleja que parte de las situaciones citadas y de dos personajes enérgicos: el serial killer Jesús, pintor mexicano con problemas mentales, y una estudiante boliviana.

Jesús es un chico taciturno al que le apasionan los luchadores enmascarados de la lucha libre mexicana, como El Ángel. Vive en Allende (México) con su madre y su hermana. Tras un desengaño, abandona el colegio y se incorpora a una pandilla de chicos perdidos como él. Una noche de juerga apuñala a una prostituta para impresionarlos. Se convertirá en uno de los asesinos en serie más buscados de Norteamérica.

Representa el temor, la desconfianza a la inmigración latina que existe en EE UU, porque estos inmigrantes no abandonan su cultura ni su lengua, ¿que explica, más no justifica, la agresividad de la política inmigratoria.

Ramón Chao. Le Monde Diplomatique, Mayo, 2011.

No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: