Skip to content

Acceso no autorizado, de Belén Gopegui

11 julio, 2011

Acceso no autorizado, de Belén Gopegui. Mondadori, 2011.

Acceso no autorizado es un thriller político e informático con personajes salidos de la imaginación de su autora y de ciertos políticos españoles. Concretamente, uno se confunde con la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de Vega.

Se trata de  un durísimo relato de hackers, traiciones y debilidades de nuestros gobernantes. Todos los lectores adivinamos qué ministro y qué militante del PSOE se oculta  detrás de sus nombres ficticios. Según Gopegui, el poder del dinero (el pecado original del siglo XX), así como la traición del PSOE, nos han traído a la situación actual, de la mano de un remedo de Rubalcaba y con un presidente débil, “sin ideología”. Frases como estas deberían haberle advertido:  “Presidente, sabes que deberías convocar elecciones”… “¿Te acuerdas, presidente, de todo lo que luchamos y ahora cedes y cedes y vuelves a ceder?”… “No necesitábamos caer tan bajo, lo hicimos pero no lo necesitábamos, ni tú ni yo, ni tampoco el Estado y la cal viva”…

Un sagaz informático es contratado por una empresa para que piratee el sistema informático de la compañía donde trabaja. Se cuela en el ordenador de la vicepresidenta  de marras para ayudarla-, según dice. Él será el protagonista  de la  cruel, inteligente y poética historia de una desilusión; de lo que pudo ser y no fue. A partir de aquí, Gopegui crea un thriller político-informático en el que indaga los vericuetos del poder, su violencia y soledad,, así como en la importancia de las redes personales que se establecen en el mundo digital.

El trabajo informático que provoca un sentimiento de vulnerabilidad en el lector, no impresiona para nada a Gopegui: No creo que los hackers deba ser lo que más nos preocupe; gracias a ellos se han tapado multitud de grietas”.

Belén siempre ha sido una escritora moral, consciente de las injusticias. Sin duda,  esta su última obra es más tajante que en las anteriores. En ella se aplica la consigna de los hackers: “Si cuando te metes en el túnel miras hacia la luz, estás mirando en la dirección equivocada”. A ella le interesa conocer ese túnel. Y el túnel no le gusta nada de nada; es aterrador de realismo. Con sus conocimientos técnicos y políticos, Belén Gopegui añade a la historia una  verosimilitud absoluta, cuya rabiosa actualidad podemos comprobar en estos momentos.

Acceso no autorizado es una fábula contra el conformismo fatalista. Al cerrar el libro volvemos al mismo descampado en el que estábamos en medio de la noche. Pero después de frecuentar a los “indignados” entrevemos un futuro que no depende sólo de unos individuos, sino de una rebelión organizada, de una empresa colectiva.

Ramón Chao. Le Monde diplomatique. Julio 2011.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: