Skip to content

La Asociacion Amigos de Prisiciliano.

15 diciembre, 2012
Acabo de crear una petición en el sitio de peticiones ciudadanas de Avaaz: Analizar los huesos de la Catedral de Compostela.Juntos podremos conseguir esta causa que tanto me importa. Necesito vuestro apoyo para conseguir las 100 firmas necesarias. Para informarte y firmar la petición haz clic en este enlace:
http://www.avaaz.org/fr/petition/Analyser_les_os_de_la_cathedrale_de_Compostelle//?launchDedica un momento a ayudarme a difundir esta campaña. Una campaña que empieza tímidamente pero que levantará el vuelo si personas como tú se implican y la apoyan.

Financiación:  Hoy es el día en el que no cuentan ni con un solo céntimo en la bolsa. Y la operación tendrá gastos de conciertos, viajes, conferencias, obras de arte solicitadas a grandes escultores, pintores, músicos… Por eso recurren a los pródigos y numerosos priscilianistas que pueblan este mundo: una cuota permanente, que puede variar entre 1 y miles de euros anuales, o cuanto quieran, puede ser suficiente.

Nacido hacia 320 en la provincia galaica de Palencia, Prisciliano era alto, gallardo e irrefutable orador, lo que le permitió alcanzar el obispado de Ávila, pues entonces la jerarquía religiosa emanaba del voto de los fieles y no de una decisión arbitraria de Roma.

Otros motivos existían para que la jerarquía católica odiase a Prisciliano: predicaba la igualdad entre mujeres y hombres (podían ellas casarse, confesar, decir misa y distribuir la eucaristía igual que ellos); todos practicaban la libertad sexual con tal de no procrear (la materia es impura), y rendían culto a la naturaleza, sin duda herencia de los druidas.
Por todas estas razones nuestro predicador, cuyas doctrinas se esparcieron por la península Ibérica, Aquitania y Europa del Este, fue tachado de hereje y como tal denunciado por el obispo de Roma a los tribunales civiles.  Pese a la defensa de san Martín de Tours y otros padres de la Iglesia, la sentencia fue tajante: decapitado en la Porta Nigra de Tréveris.
Después de la ejecución se volvieron las tornas contra los autores del  golpe de Estado. El nuevo emperador necesitaba a los priscilianistas para mantenerse en el poder, y según el historiador Sulpicio Severo, permitió que se llevaran los restos del mártir asesinado a “un lugar de Hispania”. Ese lugar pudo haber sido Compostela, por ser priscilianistas todos los obispos de Gallaecia, y en Campus Stellae enterraban a los sacerdotes celtas desde hacía siglos.
Los seguidores de Prisciliano solo pretenden aclarar un punto importatísimo de la Historia de España, en el que divergen historiadores y filsósofos tan destacados como Marcelino Menéndez Pelayo y Miguel de Unamuno. En sus Andanzas y visiones de España, éste asegura: “No creo que exista un español medianamente culto que piense que el cuerpo que yace en Compostela es de Santiago: Es de Prisiciliano”.  Con toda insistencia pedimos a la jerarquía  católica que permita el análisis de los restos que se hallan en Compostela. Ya se hizo con la “Santa Faz” de Turín, que resultó ser falsa.  Aquí pedimos que los huesos sean sometidos a estudios científicos para datar por lo menos el siglo de su inhumación: sin son del siglo I pueden pertenecer a Santiago; y si del siglo IV tal vez sean de Prisciliano, jamás del Hijo del Trueno, y habría que replantearse muchas cuestiones.
Jean-Claude Carrière que interpreta a Prisciliano en La Via láctea de Buñuel, es el  Presidente Herético de la Asociación Amigos de Prisciliano. Ramón Chao su presidente) e Ignacio Ramonet su vicepresidente. Tesorero: Moncho Paz.
Asesores previstos:  Juan Luis Buñuel, Paco Ibáñez, Xosé Luis Méndez Ferrín, José María Berzosa, Chema Prado, Leo Bassi, Guillermo Ferrer, Pilar Algarra, José Saborido, Jacek Wozniak, Manuel Rivas, Camilo Nogueira, Margarita Ledo, Miro Casabella, Lurdes Pérez, Xurxo Souto, Ramón Castromil, Carmen Riera, Cristóbal Serra, Manuel Casebio, Gabriel Núñez, Ramón Villares, Carlos Ledo, Basilio Baltasar, Antonio Pérez, Eduardo Servera, Alicia Castro Barreda, Jorge Gómez Calviño, Xosé Neira Vilas, etc,
Varios pintores, escultores, muralistas y artistas: Antón Lamazares, Acisclo Manzano, Manuel Leiro y otros preparan monumentos, esculturas, murales para colocar en las diferentes etapas del Camino de Prisciliano.
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: